¿Acústica o Electrónica?

Respuesta correcta: Ambas. Un kit electrónico puede hacer cosas que una acústica no puede -y viceversa. Entonces, ¿qué es lo que hace un set electrónico interesante para el baterista?

El Sonido

El sonido en un set electrónico está siendo generado por el módulo de batería. Debido a esto, un set electrónico puede producir sonidos que serían simplemente imposibles en un set acústico. Esto es importante para el techno, dance, fusión, etc. Por supuesto, también puedes tener sonidos ‘acústicos’ que provengan de tu módulo de batería. Algunos fabricantes actualmente muestrean sus sets acústicos de alta gama en sus módulos. De esta manera, tienes una variedad de opciones con sólo pulsar un botón. Un kit de batería electrónica es realmente muchos sets en uno.

El Espacio

Un set electrónico requiere menos espacio que uno acústico. Esto resulta especialmente interesante cuando se trabaja con un espacio limitado -en casa, por ejemplo. Se monta y desmonta fácilmente. Puedes plegarlo hacia arriba y apoyarlo contra la pared, o ponerlo en un armario. Muchos sets son fácilmente empaquetados en un solo estuche para su transporte. Es perfecto si quieres llevar tu set a un ensayo sin mucho alboroto. El tiempo para su instalación no es un problema.

El Ruido

Como hemos dicho, el tono real se genera electrónicamente. El set de batería no tiene parches como tal, sino almohadillas (pads) de goma, o parches de rejilla en los modelos más avanzados. Durante la interpretación de cualquiera de los modelos anteriores, la baqueta apenas hace ruido. Es importante para las personas que quieren practicar en casa, sin que los echen de la misma.

Sólo enchufa uno auriculares y a tocar. Esto suena muy bien y no ofende a nadie. Un set electrónico está idealmente diseñado como un segundo set. Puedes trabajar en él en casa tanto como quieras- y dejar el set acústico en el local de ensayo. Hay kits de iniciación a un precio razonable y, en particular, son inmejorables como una batería adicional.

La Consistencia

El sonido que proviene del módulo, siempre que utilices la misma configuración, es siempre el mismo. Hay cientos de diferentes muestras consistentes disponibles. Esto es muy conveniente para pequeños conciertos. Puedes seleccionar el set de tu elección desde un banco de programas -el módulo se conecta al PA- y ya está. (Bueno, hay que tocar durante el concierto, por supuesto). El volumen no es ningún problema -se puede ajustar en el mezclador. La batería de fondo nunca estará ni demasiado alta, ni demasiado floja.

Las baterías electrónicas también tienen enormes ventajas para el trabajo en estudio. El microfoneo del set, a veces problemático, es innecesario y el sonido puede ser controlado al 100%. Esto ahorra mucho tiempo caro de estudio y hace que todo el negocio de la grabación de música sea menos problemático y tedioso.

Los Componentes

Los Pads

Los pads de batería son de 4 a 5 centímetros de altura, se parecen a un plato y están recubiertos de goma. Dentro son tanto piezoeléctricos (transductor piezoeléctrico), como con una resistencia especial (FSR resistencia sensible a la fuerza). Cuando se dispara el pad mediante el golpeo de una baqueta- el voltaje cambia y el módulo traduce la señal resultante en un sonido que está asociado de acuerdo con el pad.

El diámetro de la mayoría de pads es de alrededor de 10″. Esto significa que son más pequeños que la mayoría de los cascos de las baterías acústicas y, por lo tanto, se pueden colocar más fácilmente. La sensación es idéntica en todos los pads -no importa si éstos representan un tom de 10″ o un tom de suelo de 18″. Esto te da el mismo rebote excelente para todos los toms por igual; algo imposible en un set acústico (de acuerdo, JoJo Mayer sí puede hacerlo :-))

El disparador dentro del pad es dinámico -si se golpea fuertemente éste último, se oirá fuerte y si lo haces con suavidad, se oirá más silencioso. Además de eso, hay pads más sofisticados que tienen diferentes zonas. El tono tocado dependerá de dónde golpees el pad. Sin embargo, estos pads de gama alta, necesitan de un módulo de gama alta a fin de resolver la señal. Un cable conecta el pad de batería con el módulo, mediante el uso de cables phono estándar o XLR.

Consejo: ProMark ha desarrollado una baqueta especial para los pads de goma, que absorbe los impactos, lo que resultará en una tensión menor en tus articulaciones.

Pads para Toms

En la mayoría de los casos, los pads de toms son almohadillas mono. El disparador sirve un sonido -por supuesto, de forma dinámica. Los sets para principiantes tienen pads de goma para los toms. Esto es aceptable, ya que lo que más se toca es la caja. En equipos de gama más alta todos los toms tienen parches de rejilla. En este caso pueden ser estéreo, lo que significa que tienen un disparador extra en el aro.

Pads para Caja

Los pads para caja son estéreo, por ejemplo, se pueden tocar dos sonidos diferentes. Un pad para caja razonable tiene que tener la capacidad de ofrecer un golpe de aro.

El aro del pad de caja tiene su propio disparador y tiene en cuenta el golpe de aro. Muchos sets para principiantes ya ofrecen un pad con parche de rejilla para la caja. Esto tiene que ser bien recibido -una mejor interpretación y menos fatiga para el baterista.

Pads para Platillos

Los pads para platillos están recubiertos de goma y tienen una forma diferente que los pads para toms. Vienen en forma de platillo real, redondo, o como una porción de tarta. La suspensión es más o menos la misma que en platillos reales, más o menos suelta, lo que resulta en una sensación de baqueta similar.

Los platillos realmente buenos tienen múltiples zonas que permiten tocar la campana, el borde, etc., dependiendo de dónde golpees. De esta manera el ride, el crash, o la campana, se pueden tocar de manera casi realista. Los pads para platillos de calidad, también pueden «ahogarse». Al mudarse a la gama profesional de los pads para platillos, éstos se vuelven más sofisticados y se parecen aún más a los platillos reales. Sin embargo, y debido a su potencial, estos pads profesionales deben combinarse con un módulo de batería.

Hi-Hats

El hi-hat es un pad especial para platillo. En los modelos de la gama de entrada, el hi-hat se parece a un pad para tom. Un pedal controlador está conectado y el sonido cambia de acuerdo con la posición del pedal. Puesto que el pedal está conectado por un cable y es independiente de cualquier hardware, se puede colocar perfectamente.

Los sets electrónicos más avanzados utilizan un soporte para hi-hat convencional, con dos pads para platos electrónicos que se pueden abrir y cerrar. El control, la sensación y el sonido de estos hi-hats, es notablemente mejor.

Los platillos en general, y en particular el hi-hat, son los puntos débiles de un sistema electrónico. Los platillos convencionales simplemente suenan mejor y tienen un rango dinámico más amplio. Los equipos electrónicos profesionales ofrecen módulos de expansión para hacer frente a este problema. Sin embargo, éstos todavía son bastante caros.

Pad para Bombo

El pad para bombo está de pie y se toca con un pedal de bombo estándar. La mayoría de los pads para bombo son lo suficientemente amplios como para dar cabida a un doble pedal. Sin embargo, tienes que comprobar si el pad es adecuado para dos batidores o no. El disparador en su interior, ha de estar construido de tal manera que ambos batidores pueden servir. El fabricante especifica en la mayoría de los casos, si el pad permite el doble batidor o no.

Rack

En un set electrónico, el módulo, la caja, los toms y platillos se suspenden de un rack. Puesto que un set electrónico tiene un tamaño menor en comparación con uno acústico, el rack también puede ser más pequeño. Dos patas unidas con barras transversales que sostienen la caja, los toms y platillos, y un voladizo a izquierda y derecha para un tom de suelo a un lado, y un hi-hat y el módulo en el otro, son suficientes en la mayoría de los casos.

Para grandes kits profesionales, el rack es muy similar a los utilizados para las baterías acústicas. Estos grandes sets obviamente tienen que acomodar más componentes.

Los bastidores estándar para baterías electrónicas son fáciles de instalar y requieren poco espacio. Algunos modelos permiten contener los cables dentro de los tubos, para la conexión de los pads y el módulo. Ésta es una muy buena característica. Los cables no se pierden, no se dañan con facilidad y todo se ve ordenado.

El Módulo

El corazón del sistema, o más precisamente, el cerebro -control de la misión- de cualquier batería electrónica, es el módulo de batería. Una batería electrónica suena tan bien -o mal (y esto es una buena excusa entre los más novatos ), como lo permita el módulo.

Hay que imaginarse el módulo como una unidad de control, un ordenador, que edita las señales entrantes de los disparadores, y los asocia con los sonidos correspondientes y aplica efectos. La calidad del módulo, sin embargo, depende no sólo de la calidad de los sonidos de la placa. Muchos módulos permiten cargar tus propias muestras de todos modos. El factor determinante es cómo de exacta, rápida y precisa se procesa la señal entrante. Lo que también se puede hacer fácilmente con cualquier instrumento acústico, con respecto al alcance y la dinámica de la velocidad, ya que es un trabajo duro para un módulo. Esto se demuestra fácilmente cuando se toca un redoble con el pad de caja. En los módulos más lentos (y por supuesto más baratos), el procesador no puede mantenerse estable a una velocidad determinada. Tu redoble perderá algunos golpes. Otro factor es el rango dinámico en volumen. El criterio aquí es el número de matices que el módulo puede reproducir.

El Disparador

Los pads de goma, así como los pads con parche de rejilla, tienen disparadores integrados. Estos disparadores, sin embargo, también están disponibles como un solo componente. El esquema de los disparadores en diferentes modelos, es casi idéntico. El sensor está conectado ya sea directamente a la superficie (aro, casco o parche), o se conecta a través de un cono de plástico que se presiona hacia abajo. El tipo más reciente se puede ajustar mediante un tornillo y generalmente se coloca sobre el parche. Como alternativa, existen disparadores adhesivos. Estos disparadores son relativamente pequeños y se pueden conectar a cualquier superficie lo que los hace destacar sobre el resto. (Cierto es que también son bastante baratos).

Su uso es universal. No dan problemas cuando están unidos al casco, sin embargo cuando se utilizan en el parche, pueden dañarse fácilmente si se golpean accidentalmente con una baqueta. El rango dinámico de los disparadores adhesivos es un poco limitado, pero todavía se puede hacer un buen uso de ellos.

Yamaha DT-20 Drum Trigger

Sus colegas más mayores, los que se montan en el aro, son superiores a ese respecto. Adicionalmente tienen una cubierta protectora en la parte superior, que los protege de golpes accidentales.

Los disparadores para montaje en aro, están disponibles para la caja, los toms y el bombo, en cada caso optimizados para su uso en particular.

La cantidad de diferentes modelos es bastante pequeña y los módulos de batería de calidad, tienen los disparadores más comunes pre-configurados. Esto hace de la instalación y su ajuste, un juego de niños.

Sets Híbridos

Una variación de este tema -y uno muy interesante- es el set híbrido. En este caso podemos tomar dos caminos.

Escoge un set acústico estándar y ponle parches de rejilla

(Por favor no confundir esto con los pads con parche de rejilla -sólo estamos hablando de los parches de rejilla).

Los parches resonantes pueden permanecer en su lugar ya que no hay ruido cuando se toca. Ahora los cascos o más bien los aros, están equipados con disparadores y pueden conectarse al módulo de batería de tu elección. Los platillos, por supuesto, no necesitarán disparadores. Dos micrófonos colgantes son suficientes en la mayoría de los casos.

La ventaja de este set es, en la mayoría de los casos, para música en vivo -en el escenario. El mezclador sólo recibe la señal desde el módulo y los dos micrófonos aéreos. De esta manera, se puede lograr un sonido fantástico para el FOH en poco tiempo. El tiempo empleado para pruebas de sonido, es cosa del pasado. Todavía tienes tu kit de batería convencional en frente de ti, todavía en buen estado en grandes escenarios.

Pads y Baterías

El segundo enfoque es integrar ciertos elementos en tu set acústico. Uno de los favoritos desde hace mucho tiempo, por ejemplo, es sustituir el bombo con disparadores. En este escenario, el disparador no está montado en la batería, pero está conectado al pedal del bombo. Esto no sólo acaba con la afinación del bombo sino que también lo convierte en un pedal de respuesta muy rápida. El batidor, en realidad, no produce un sonido o golpea el parche, lo que permite al baterista tocar ligero y rápido. (Dave Mackintosh de Fragon Force, por ejemplo, utiliza un pedal Iron Cobra, un disparador KD7 y un módulo TD20. Los dos bombos son sólo decoración).

Además, puedes integrar fácilmente un pad para tom o caja en tu set, y disparar un sonido concreto en él. Un clásico podrían ser unas palmadas. Como variación, podrías utilizar este pad como caja lateral. El límite está en tu imaginación.

Pads de Percusión

También muy interesantes son los llamados pads de percusión. Son módulos de batería con un número de pads integrados. Lo que obtienes es una batería electrónica completa, del tamaño de un ordenador portátil. Debido a su tamaño compacto, es fácil de encontrar un espacio para ellas en tu configuración.

Roland SPD-SX Sampling Pad

Si tu pad de percusión también puede tomar muestras o se conecta a un PC para la subida de archivos de sonidos, podrás -en caso de emergencia- enviar a tus colegas músicos a casa.

En serio, mediante la integración de dichos componentes electrónicos en un set acústico, se abren nuevos caminos para el baterista moderno. El baterista de Shadows Fall, Jason Bittner, por ejemplo, utiliza un pad de muestreo como parte integral de su configuración. El pad tiene la tarea de tocar las intros de las canciones, mientras está por el escenario. Lo golpeas con una baqueta una vez y listo.

Conclusión

Los sets de batería electrónica son un instrumento a tener en cuenta.

En los modelos de la gama de entrada su fuerza radica en el uso mínimo del espacio y su funcionamiento sin ruido –haciendo que la práctica en casa deje de ser un problema.

EL rango medio te da excelentes instrumentos con sonidos y funciones que se integran fácilmente en un concierto o en una configuración de estudio.

La gama alta sobresale con sets de batería de los que uno puede enamorarse. Quien tiene la oportunidad de probar un modelo de este tipo, debería sucumbir a sus encantos.

Para todos los sets electrónicos se puede decir que sus componentes se pueden intercambiar -y también ser integrados en sets acústicos.

En Baires Rocks puedes conseguir las mejores Baterías Electrónicas, pads y mucho más.